INTERIOR DEL HOTEL

EL RACÓ DE MADREMANYA SE UBICA EN UNA PRECIOSA MASÍA DE PIEDRA DEL SIGLO XVII

En la planta baja de la masía se encuentra un gran salón con varios ambientes diferentes, en el que destaca la gran chimenea y el techo de piedra abovedada, ideal para tardes de lectura. En esta misma planta, y con acceso directo a la jardín, nos encontramos una de las habitaciones con un pequeño salón y que disfruta de terraza independiente.

Al acceder a la primera planta nos encontramos un gran salón central. Desde este espacio se accede a 5 de las habitaciones de la casa. Las habitaciones destacan por su amplitud, por sus cuidados detalles y por tener, cada una de ellas, una personalidad distinta: algunas tienen terraza propia, otras chimenea y todas gozan de preciosas vistas. Desde este salón también se puede acceder a una espaciosa terraza para contemplar el cielo azul del Empordà y disfrutar de la tranquilidad del entorno.

La masía está coronada en la segunda planta, por una amplia y luminosa habitación. Esta habitación tipo suite (60 m2 aprox.), presenta techos abuhardillados de madera y salida a una terraza independiente.

Lo que era el antiguo garaje de la masía ahora hay 3 presiosas suites (una con jardín y piscina privada) con una espléndido baño y una gran terraza.

En un lateral del jardín, encontramos una coqueta casita de 2 plantas, toda de piedra, que alberga una amplia suite con un pequeño jardín.

En la edificación anexa, encontramos el comedor, presidido por una fuente de piedra y rodeado de grandes ventanales con vista al jardín y a una de las piscinas. En la planta baja, se ubican dos preciosas habitaciones (una tipo suite), ambas con acceso directo al jardín y vistas a la piscina. En la primera planta, hay otra amplia habitación, bañada por la luz y que ofrece 2 terrazas independientes, una de ellas con vistas al jardín y a la piscina.

Excellent
Rated By guests
9.5
Hotel El Racó de Madremanya
HotelsCombined